Ventiladores

La ventilación tiene como objetivo remover el aire de la sala para que las plantas dispongan de CO2. También tienen la función de desplazar el aire caliente que desprenden las lámparas y la humedad que desprenden las hojas. Será necesario al menos un ventilador por cada lámpara de 400W ó 600W, de por lo menos 30cm de diámetro. No es bueno colocarlo muy cerca de las plantas, ya que resecan las hojas; la distancia mínima debe ser de 40cm aproximadamente. Coinviene que los ventiladores funcionen continuamente cuando las lámparas están encendidas. Durante el ciclo de oscuridad pueden permanecer apagados.



Los ventiladores necesitan un mantenimiento periódico, ya que estar funcionando tantas horas al día el eje suele atascarse, pero se puede solucionar engrasandolo. Los ventiladores de menos calidad y más baratos son los que más amenudo engrasarse. Será necesario desmontar el ventilador para lubricar el eje, pero no suele ser complicado.

Si la temperatura de la sala sube demasiado se puede remediar aumentando la extracción, aunque también es posible instalar un sistema de aire acondicionado si no existe otro remedio. Tendremos en cuenta que un aparato de aire acondicionado consume 2000W, como una estufa, así que deberemos asegurar de que podemos disponer de tanta potencia.





Si es necesario el aire acondicionado es porque tenemos además unas cuantas lámparas, eso puede representar (3500W luz + 2000 aire acond. + 500W ventiladores) más de 6000W, equivalente a 30 amperios de corriente. Cuando se trata de cultivos con un consumo tan elevado se debe asegurar que la instalación eléctrica está preparada. Los cables de una instalación doméstica moderna están preparados para soportar de 10 a 15 amperios, al igual que los temporizadores y ladrones. Si la corriente sobrepasa la capacidad del cable, temporizador o ladrón existe el peligro de que se sobrecaliente y se queme, pudiéndose producir un incendio. Lo más prudente es consultar con un especialista antes de embarcarse en un cultivo de alto consumo de watios.



Para instalaciones de alto consumo se debe comprobar la potencia que tenemos contratada con la compañía eléctrica, ya que en el caso de que consumir más saltarían los térmicos por exceso de consumo. En este caso es necesario instalar térmicos que permitan el paso de más corriente.